Mi diabetes, muy grave, obligó a un trasplante y ahora vivo mucho …

Un día –tenía doce años– me vi rodeada de máquinas, cables, jeringas, mangueras, catéteres, aparatos, fluidos, olores extraños. Fue como cambiar de mundo y dimensión. No podía entender cómo había llegado a estar en esa situación. Tenía un claro diagnóstico de diabetes y la boca repleta de llagas. Me dolía la panza, mi respiración estaba agitada, vomitaba una y otra vez, no encontraba manera de apagar la sed. Lo recuerdo bien. Fue un 12 de febrero de 1990. Enseguida me trasladaron a un hospital de Buenos Aires –vivía en Entre Ríos–, me pincharon por todas partes y me conectaron al

Article source: http://www.clarin.com/sociedad/diabetes-obligo-trasplante-ahora-mejor_0_1252675186.html

¿Disfrutaste esta entrada? Por qué no dejas un comentario abajo y continúas la conversación, o te suscribes a mi feed y obtienes artículos como este enviados a tu lector de feeds.

Comentarios

No hay comentarios todavía.

Disculpa,el formulario de comentarios esta cerrado en estos momentos.